Tasa máxima de alcoholemia permitida en España 2018

:: Tasa máxima de alcoholemia permitida en aire espirado

- Conductores en general y ciclistas: 0'25 mg/l en aire espirado (0.5 g/l de alcohol en sangre)
- Conductores profesionales y noveles: 0'15 mg/l en aire espirado (0.3 g/l de alcohol en sangre)
* Aun por debajo del límite legal, el riesgo de accidente puede verse ya incrementado con cualquier cantidad de alcohol. Por ello, lo mejor es evitar conducir después de haber consumido cualquier cantidad de alcohol. La única tasa realmente segura es 0,0 g/l.

:: Sanciones por conducir con una tasa de alcoholemia superior a la permitida o con presencia de drogas (vía administrativa)

- Alcohol: 500 euros y 4 puntos con tasa en aire espirado entre 0,25 mg/l y 0,50 mg/l; 1.000 euros y 6 puntos con tasa en aire espirado superior a 0,50 mg/l. Reincidentes: 1.000 euros y 4 o 6 puntos (dependiendo de la tasa dada).
- Drogas: con presencia de drogas en el organismo, 1.000 euros y 6 puntos

:: Sanciones por conducir con una tasa de alcoholemia superior a la permitida o con presencia de drogas (vía penal, como delito)

- Alcohol: con tasa en aire espirado superior a 0,60 mg/l, prisión de tres a seis meses o  multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 30 a 90 días, y privación del derecho a conducir de uno hasta cuatro años.
- Drogas: conducir bajo la influencia de drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas, prisión de tres a seis meses o multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 30 a 90 días, y privación del derecho a conducir de uno hasta cuatro años.
- Negativa a someterse a las pruebas: Prisión de seis meses a un año y privación del derecho a conducir de uno a cuatro años.

:: ¿Con cuántas copas doy positivo?: tasa de alcoholemia que producen las bebidas más habituales

:: Cuánto tarda el alcohol en desaparecer de la sangre

- El cálculo de esta curva de alcoholemia se ha realizado para una persona que ingiere alcohol en cuatro horas y después se va a dormir. La curva de alcoholemia de cada persona dependerá de múltiples factores (ver al final de esta página).
- La tasa de alcohol baja a un ritmo lentísimo de 0,10g/l cada hora. Por ejemplo, si bebes en una cena 3 vinos y un Gin Tonic entre las 21.00 y la 01.00 horas (hora 0 a 4 en el gráfico inferior), el pico de alcoholemia (meseta) comenzará al terminar de beber, entre la 01.00 y las 04.00 horas (hora 4 a 7). A partir de ahí bajará lentamente entre las 04.00 y las 16.00 horas del día siguiente (hora 7 a hora 19). Dejarías de dar positivo a las 13.00 horas del día siguiente y el alcohol desaparecería completamente de tu cuerpo a las 16.00 horas.
- Dormir no baja la alcoholemia: siguiendo el ejemplo anterior, si te acuestas a la 01.00 horas (hora 4) y duermes ocho horas hasta las 09.00 horas (hora 12) puedes dar positivo en un control de alcoholemia si coges el coche por la mañana.


- El hígado trabaja lento: el hígado es capaz de metabolizar únicamente 8-10 g de alcohol en sangre cada hora. Por ello, la eliminación del alcohol del organismo es lenta.
- Si vas a beber: planifica de antemano para que alguien te lleve o utiliza el transporte público. Al día siguiente de una ingesta de alcohol, guarda reposo y no conduzcas por la mañana. No es cierto que tomando un café y dándose una ducha te despejes y bajes los niveles de alcohol en sangre.

:: Trucos para un control de alcoholemia

- Lo que NO funciona: hacer ejercicio, tomar chicles, caramelos balsámicos, menta u otras hierbas, tomar caramelos u otros productos con azúcar, masticar granos de café, beber aceite, fumar abundantemente, consumir cocaína, usar determinados sprays bucales, beber mucha agua después de tomar alcohol, tomar clara de huevo...
- Lo que SÍ funciona: no coger el coche hasta al menos 16-19 horas después de haber bebido la primera copa para dejar que el hígado vaya depurando el alcohol lentamente. No hay forma de acelerar este proceso.

:: Efectos del alcohol en el organismo

- De 0,3 a 0,5g/l (inicio zona de riesgo): aumento tiempo de reacción, se subestima la velocidad, problemas de coordinación.
- De 0,5 a 0,8g/l (zona de alarma): peor percepción de distancia, problemas de visión.
- De 0,8 a 1,5g/l (conducción peligrosa): graves problemas de percepción, grandes problemas de atención y coordinación, incremento de la somnolencia.
- De 1,5 a 2,5g/l (conducción altamente peligrosa): graves problemas de percepción, de atención, de control y coordinación.

:: De qué depende la tasa de alcoholemia

- La rapidez con la que se ingiere la bebida: cuanto más rápido tomes la bebida, mayor será la velocidad de absorción y la cantidad total de alcohol que pase a la sangre. Bebe pausadamente y separa en el tiempo las bebidas que vayas a consumir. Es bueno intercalar alguna bebida no alcohólica entre dos bebidas alcohólicas.
- Las características del alcohol que se toma: la absorción del alcohol es más lenta en bebidas fermentadas (cerveza o vino) que en las destiladas (ginebra, ron, whisky), por lo que deberías evitar especialmente estas últimas. Además, si las mezclas con bebidas gaseosas (tónica, bebidas de cola) se acelera aún más la alcoholemia.
- Tener el estómago vacío o lleno: cuando el tubo digestivo está vacío, la cantidad de alcohol que pasa a la sangre es mayor y lo hace de forma más rápida. Por ello, no es nada recomendable consumir alcohol sin haber comido nada. Aun así, aunque se coma el alcohol hará efecto más tarde pero siempre acabará pasando a la sangre.
- La edad: las personas menores de 18 años y los mayores de 65 son más sensibles a los efectos del alcohol, por lo que es más fácil que tengan deterioros en las capacidades psicofísicas necesarias para conducir.
- La experiencia en la conducción: los efectos del alcohol son mayores en los conductores con poca experiencia, ya que todavía no han automatizado los movimientos necesarios para conducir y que se aprenden con la práctica. Por ello, a los conductores noveles se les permite una tasa de alcoholemia menor para circular.
- El sexo de la persona: el alcohol se distribuye por el cuerpo de forma distinta en hombres y en mujeres. Por ello, las mujeres pueden presentar tasas de alcoholemia más altas con la misma cantidad de bebida, especialmente si son jóvenes.
- El peso de la persona: la distribución y concentración del alcohol es diferente en una persona gruesa que en una persona de menos peso. Con lo cual, una persona delgada puede obtener una mayor tasa de alcoholemia con la misma cantidad de alcohol ingerido.
- La hora del día: la eliminación del alcohol es mucho más lenta durante las horas de sueño. Si antes de acostarte tu consumo de alcohol ha sido elevado, es posible que por la mañana aún te despiertes con una alcoholemia positiva. Dormir algunas horas no es suficiente para garantizar una conducción segura.
- Las circunstancias personales: la fatiga, la somnolencia, la ansiedad, el estrés u otras enfermedades, son algunos factores que pueden influir sobre la alcoholemia y sus efectos sobre tu organismo.

:: El caso de Carlos

:: Así se hace el test de drogas

HOY TAMBIÉN...

HOY TAMBIÉN EN ENTERAT.COM...

© enterat.com. Depósito legal SS-451/07 · contacto · boletín · aviso legal · bases concursos · privacidad · cookies · facebook · twitter
ÚLTIMAS SECCIONES PUBLICADAS: Mejores series Netflix España · Mejores series HBO España · Mejores y peores helados de chocolate · Qué es el HbbTV · Conciertos de Pablo Alborán 2018 · Los pueblos más bonitos de España · Webcams de Roma · Ranking de supermercados de España 2018 · Mejores destinos para viajar en 2018 · LaLiga 2018/2019 · Calendario de partidos del Mundial 2018 en PDF · Calendario Champions League 2018/2019 · Eliminar tu cuenta de las redes sociales · Aperturas de Ikea en festivos 2018